Tomás Gómez, crónica de una muerte anunciada

Tomás Gómez.

Tomás Gómez.

Cuánto cuesta tomar una decisión en los grandes partidos políticos. Hoy el secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, ha destituido a Tomás Gómez como líder del PSM y ha propuesto la creación de una gestora para dirigir el partido en la Comunidad de Madrid.

Muchos piensan que esta decisión se debería haber tomado mucho antes, ya que los escándalos de corrupción estaban afectando desde hace mucho tiempo al ya ex líder del PSM por su etapa como gestor en el Ayuntamiento de Parla.

Ni Gabriel García Márquez hubiera escrito mejor esta crónica de una muerta anunciada. Desde hace años, si años, se sabe que la gestión de Tomás Gómez en Parla está bajo sospecha y que tarde o temprano le iba a pasar factura. Lo que no es lógico es que Pedro Sánchez accediera a la cúpula del PSOE afirmando que “no le iba a temblar el pulso en los casos de corrupción” y hasta ahora no se haya actuado.

Si Sánchez quiere tener algo de vida política debería haber hecho una limpia total en su partido, comenzar de cero y no con rémoras como la de Tomás Gómez, pero ya se sabe, los favores –en este caso votos- en las convenciones nacionales se pagan.

En rueda de prensa,  el secretario de organización del PSOE, César Luena,  ha destacado que los motivos por los que han tomado esta decisión, después de hablar con “muchas personas”, es “la mala imagen del partido y su inestabilidad” del PSM tras la dimisión como presidente de esta formación de Juan Barranco. Como consecuencia de esta decisión, se ha resuelto crear una gestora que será presidida por Rafael Simancas –vuelta al pasado- y que tendrá tres competencias: la gestión del Grupo Socialista en la Asamblea de Madrid, la designación de un comité electoral para las próximas elecciones municipales y autonómicas y la realización de una propuesta de listas, previa consulta a las agrupaciones municipales.

Los que se tienen que estar frotando las manos son los del PP, porque otra vez ven que no tienen a nadie enfrente que les pueda hacer sombra en las próximas elecciones autonómicas, salvo que Pedro Sánchez se saque un conejo de la chistera, y los de Podemos, a los que deja el camino expedito en la izquierda porque, por desgracia, Izquierda Unida ya no cuenta para nadie.

About José Luis García

Periodista con más de 25 años de experiencia, especializado en información local, inmigración, sanitaria y deportiva.

Escribir un Comentario